¡Lo que no se conoció de Benito Juárez!

¡Lo que no se conoció de Benito Juárez!
En La República errante, historiadores destacan el mérito del presidente tras la Intervención Francesa

a vida cotidiana, las relaciones familiares e intrigas políticas en torno al presidente Benito Juárez y su gobierno itinerante entre 1863 y 1867 en el norte del país salen a la luz en La República errante, volumen que se propone “rescatar ese episodio de la historia de México al que no se le da el mérito que debería tener”.
Publicado por el Instituto Nacional de Estudios Históricos de las Revoluciones de México (INEHRM) en el marco de los 150 años del triunfo de la República, el libro reúne una serie de textos de historiadores y especialistas en este periodo que, a decir del historiador Arturo Aguilar, se ha visto opacado por la glorificación que se le ha dado a la Batalla del 5 de mayo y el triunfo del Ejército mexicano sobre las tropas francesas. “Se ha dimensionado mucho la Batalla del 5 de mayo, pero se olvida que después hubo una resistencia contra la intervención francesa, en la que no siempre ganaron los mexicanos y creo que por eso se ha tratado de mitigar lo que vino después de Puebla; se pasa de la Intervención Francesa al Segundo Imperio, pero no se recuerda que para sostener la República, Benito Juárez tuvo que irse al norte del país para mantener a salvo al gobierno de la intervención de los franceses”, plantea en entrevista el historiador de la Benemérita Universidad Autónoma de Puebla, quien coordina este volumen con la historiadora Patricia Galeana, directora del INEHRM.

El periplo de Benito Juárez durante cuatro años en el norte del país no tiene el brillo del triunfo de las armas, como el episodio de la Batalla de Puebla, pero es un episodio que hay que rescatar, sostiene el investigador, quien espera que esta colección de textos motive a los historiadores a explorar más de cerca este periodo que culminó con la muerte del emperador Maximiliano en Querétaro y el regreso de Benito Juárez a la capital del país, el 15 de junio de 1867.
En sus páginas, el libro incluye textos que narran el paso de Juárez por diversas ciudades del norte, como Coahuila, Monterrey, Chihuahua, Durango y Zacatecas; y el papel que desempeñaron personajes que le acompañaron en esa etapa, como Guillermo Prieto, Sebastián Lerdo de Tejada y José María Iglesias.
Según El Universal, en uno de esos textos, Arturo Aguilar rescata la vida cotidiana que llevó Benito Juárez en esos cuatro años. “Visitó muchos pueblos donde fue recibido de manera calurosa por la población; en esa etapa tuvo que separarse de su familia, de doña Margarita Maza de Juárez, quien se fue a Estados Unidos con sus hijos... Se trata de rescatar la vida familiar, la relación que tuvo con sus correligionarios, con sus amigos y las personas que lo apoyaron en ese momento”, detalla.

La publicación, en la que participan nueve especialistas, también incluye uno de los temas más controvertidos de ese episodio histórico: si Benito Juárez debió otorgarle el perdón o no a Maximiliano de Habsburgo.

Disponible en: https://www.debate.com.mx/mexico/Lo-que-no-se-conocio-de-Benito-Juarez-20170802-0045.html

Noticias